solar termica

solar termica

El peso de las energías renovables dentro del PIB nacional, que alcanzó en el 2012 su máximo histórico con una aportación del 1%, consolida al Sector como dinamizador de la economía española y que debería ser una de las bases sobre la que construir nuestra recuperación económica. Sin embargo, en el año 2013, el paquete de medidas diseñado por el Gobierno como “reforma eléctrica” va en una dirección absolutamente contraria al desarrollo de las energías renovables, en línea con las regulaciones de años anteriores.

La capacidad total de las energías renovables en Régimen Especial, en términos de potencia instalada, era de 31.980 MW a 31 de diciembre de 2012. La eólica, con 22.622 MW, era la tecnología con más MW instalados y representó el 70,7% del total de las renovables. Por Comunidades Autónomas, Castilla y León, Andalucía, Castilla-La Mancha y Galicia son, por este orden, las comunidades con mayor potencia instalada renovable.

Las energías renovables del Régimen Especial generaron el 25,7% de la electricidad en 2012. Si contabilizamos las renovables de régimen ordinario, el porcentaje ascendió al 30,3%. En el ejercicio anterior, estas mismas cifras representaron el 22,2% y el 29,7%, respectivamente.

El saldo exportador del Sector contribuye de forma positiva a nivelar la balanza comercial española, que en 2012 tuvo un saldo importador de 30.758 millones de euros y que se encuentra lastrada por la alta dependencia energética española, con un déficit energético de 45.504 millones de euros, el mayor déficit energético español registrado hasta la fecha.

Asimismo, hay que destacar que el de las renovables es un sector muy innovador. La inversión en I+D+i respecto al PIB alcanzó en 2012 el 4,23%, más del doble que la media europea, 2,03%, y más del triple que la media española, 1,30%.

La tercera pata del plan anunciado por alcaldesa es que negociar en 2014 un nuevo convenio colectivo con los trabajadores de la EMT. “La nueva EMT sólo será posible con su aportación” ha resaltado la alcaldesa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *