energias renobables

energias renobables

Según el estudio, la apuesta por ciudades inteligentes (Smart Cities) ayudará a que se integre la generación distribuida en los núcleos urbanos. “En el proyecto Smart City de Málaga se estima que, a finales de 2013, la energía consumida que provenga de renovables sea del 33,2% y, la potencia eléctrica instalada verde alcance el 37,8%”, concluye Ruiz-Romero.

Para el presidente de la compañía consultora Ernst & Young, José Miguel Andrés, las energías renovables desplazarán a las energías fósiles convencionales, y en corto tiempo, no más del 2030, las inversiones en las renovables superarán los 330.000 millones de dólares.

“Tanto las empresas de los combustibles fósiles como los gobiernos que se lo permiten están planeando aún más proyectos de energía sucia que empujarán el cambio climático más allá del punto de no retorno, a pesar de que las soluciones de energía limpia están disponibles“, ha declarado José Luis García Ortega, responsable del área de Energía y Cambio Climático de Greenpeace España. “Antes de precipitarnos por el abismo del cambio climático, es hora de que levantemos el pie del acelerador de la energía fósil y demos un giro radical hacia la energía renovable“.

Nuestro país tiene en las hidroeléctricas su potencial energético, a las que se pueden sumar otras fuentes como los biogases (de biodigestores, de los metanos de los vertederos de basura), biomasas, biocombustibles y se podría empezar a explorar fuertemente en las energías eólicas y fotovoltaicas (solares).

“En breve, la generación distribuida participará en un alto porcentaje en la aportación que la energía renovable realiza sobre el sistema energético mundial, clave para la sostenibilidad y el cumplimiento de protocolos medioambientales”, explica Antonio Colmenar-Santos, investigador del departamento de Ingeniería Eléctrica, Electrónica y de Control de la UNED y autor principal del estudio.

El PPA es un contrato de servicios, como una tercerización, donde la empresa ganadora de la licitación vende capacidad y electricidad a la distribuidora estatal o a empresas de otros países durante un determinado tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *